Fechas de subidas

Noticias

Diferencias entre pagar arriendo o un crédito hipotecario

Vende con nosotros

Criterios que se tienen en cuenta cuando se piensa pasar a ser propietario.

Qué factores se sopesan cuando se toma la decisión de vivir en arriendo o comprar.

A la hora de buscar vivienda puede tener la opción de vivir en arriendo o comprar casa propia.

Esta última alternativa suele ser el anhelo de la mayoría, por eso Metrocuadrado.com revisa las diferencias que hay entre pagar un alquiler o las cuotas de un crédito hipotecario para poder hacer realidad este sueño.

Vivir en arriendo

Se estima que el mercado de arrendamientos en el país puede mover alrededor del 3 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), es decir, más de 30 billones de pesos al año.

• Si decide que para usted esta es la mejor opción, lo primero que debe saber es que el canon mensual que se cancela por un inmueble en alquiler no suele ser mayor al 1 por ciento del valor de la vivienda.

• Adicionalmente, se debe contar en el presupuesto con el pago de la administración del conjunto y los servicios públicos, que varían de acuerdo al estrato socioeconómico.

• Vale la pena resaltar que una de las ventajas de vivir en arriendo es que no se debe asumir el impuesto predial, pues es una obligación del propietario del inmueble.

• Tampoco se debe hacer cargo de los arreglos ni del mantenimiento, pues estos corren por cuenta del dueño.

¿Quiénes arriendan?

Por lo general, la mayor demanda de inmuebles en alquiler se presenta especialmente en estratos 2, 3 y 4.

Crédito hipotecario

Si, por el contrario, decide que lo que quiere es no esperar más y tener una vivienda propia, el crédito hipotecario es la alternativa de financiación que más se utiliza.

Antes de solicitar el préstamo, se debe definir si se quiere vivienda nueva o vivienda usada; analizar las opciones en el mercado y escoger la que mejor se acomode a sus gustos y necesidades.

• Una diferencia notable con pagar arriendo, es que el dinero que se paga mensualmente es para algo propio (aunque inicialmente esté bajo la figura de hipoteca) y será parte del patrimonio suyo y de su familia.

• Además, en la actualidad, en el país hay varias opciones a través de las cuales se puede adquirir la vivienda y pagar una cuota del crédito de un valor que compite con lo que se pagaría por un arriendo.

Por ejemplo, para el subsidio Mi Casa Ya pueden participar hogares con ingresos desde un salario mínimo. Dependiendo de los ingresos del hogar y del tipo de vivienda seleccionada (VIS o No VIS), la cuota mensual del crédito hipotecario se puede reducir hasta en un 30 por ciento.

Si bien, el Banco de la República ha venido subiendo paulatinamente su tasa de interés de referencia, que termina afectando los intereses que cobran los bancos, las tasas para crédito hipotecario no han tenido un incremento tan fuerte en este periodo.

Existen programas de arriendo con opción de compra en el que las familias pueden acceder y el pago mensual del arriendo es un abono al pago de la vivienda.

En particular, el Gobierno puso a andar el programa Semillero de Propietarios, para hogares con ingresos de hasta dos salarios mínimos.

En cualquier caso, es importante contar con el 30 por ciento del valor de la casa o apartamento que se quiere comprar, para el pago de la cuota inicial.

Esto significa que, por lo general, el monto de un préstamo es el 70 por ciento del valor de la vivienda.

Así mismo, la cuota mensual varía de acuerdo al plazo al que se escoja el crédito y el sistema de financiación (pesos o UVR).

Si deseas calcular su capacidad de endeudamiento y las cuotas mensuales, puede acceder a la calculadora de Metrocuadrado.com, en este enlace.

Por: metrocuadrado

 

comprar vivienda nueva

Agente Inmobiliario

Agregar comentario

Haga clic aquí para publicar un comentario

×

¿En que podemos ayudarte?

×